SISTEMAS EFECTIVOS DE ORGANIZACIÓN EN TRASTEROS Y GARAJES

Poder contar con un espacio de almacenaje para los objetos que no usamos frecuentemente, se ha convertido más que en una moda, en una absoluta necesidad para muchas familias y también para las empresas.

Con el objetivo de tener más espacio, vaciamos nuestras casas y llenamos los trasteros y garajes de objetos, muebles, libros y documentación. Depositamos en estos habitáculos lo que ya no utilizamos pero que consideramos útil todavía. El problema es que este almacenaje no siempre se realiza correctamente y en muchas ocasiones lo que conservamos son trastos inservibles o peor aún, aquello que aún era válido termina por estropearse al no guardarlo de una manera adecuada.

Si este es tu caso, no dudes en contactar conmigo. Te ayudaré en la organización de tu trastero o garaje estableciendo sistemas de almacenamiento efectivos que te permitan un acceso fácil a todo lo que necesites cuando lo necesites.

DISEÑO DE SISTEMAS DE ALMACENAMIENTO Y ORGANIZACIÓN EN GARAJES

En los garajes siempre quedan áreas vacías donde poder colocar sistemas de almacenaje. La clave para aprovechar estas zonas, aunque no sean demasiado grandes, reside en el diseño y una organización adecuada. Es necesario determinar con exactitud los metros disponibles y planificar con detalle espacios de diferentes tamaños, así podremos almacenar objetos de distintos volúmenes; desde el cortacésped hasta los alimentos o los juguetes.

GARAJES ANCHOS

Si tu garaje tiene un mínimo de entre 3.5 y 4 m de ancho, los más recomendable sería disponer una de las paredes laterales como zona de almacenaje. Antes de nada asegúrate de medir correctamente el espacio. Para ello calcula lo que ocupa el coche con las puertas abiertas de manera que puedas entrar y salir cómodamente de él. A esta medida debes añadir entre 40 y 70 cm del fondo de la estantería.

Elije un modelo de estantería modular con baldas regulables en altura. Así podrás crear espacios específicos según el tamaño de los objetos que vayas a guardar. Resulta muy práctico la colocación de paneles perforados en la trasera de la estantería, con soportes para pequeñas herramientas y cajones o clasificadores.

Almacena los objetos según su uso: jardinería, bricolaje, alimentación o limpieza y adapta la altura de las estanterías según tus necesidades y las dimensiones de tu garaje.

Realiza una lista de todos los materiales, objetos y pertenencias que quieres almacenar y calcula lo más exactamente posible el espacio que necesitarás para cada uno de ellos. Te resultará mas fácil si trabajas sobre papel y lápiz. Estudia la mejor distribución antes de empezar a montar los módulos.

GARAJES ESTRECHOS Y LARGOS

Si por el contrario tu garaje es muy estrecho y muy largo, lo ideal es que crees el área de almacenaje al fondo, asegurándote de que tiene un acceso fácil y cómodo. La distribución podría ser en paralelo o en tres filas.

Distribución en paralelo.
En general bastará disponer de 1,90 m de fondo. Con esta disposición, en el diseño de los módulos y pasillos interiores es muy importante dejar el espacio suficiente para que los objetos voluminosos y pesados como un cortacésped o el cubo de la basura se puedan sacar y meter con facilidad. Establece un mínimo de 60 cm y un máximo de 80 cm de ancho en el pasillo.

Distribución en 3 filas.
Cuando el garaje es muy estrecho y largo, la organización puede realizarse también en tres filas de módulos. Para esta disposición necesitarás tener un fondo de 2,25 m.

OTRAS OPCIONES PARA GARAJES MUY PEQUEÑOS

Cuando no existe espacio suficiente para aprovechar las paredes laterales o del fondo, la solución es emplear paneles para colgar las herramientas y soportes especiales para los objetos voluminosos como bicicletas, etc.
Coloca armarios, estanterías o cajones en los espacios libres superiores de manera que lleguen al techo.

GARAJES COMPARTIDOS

Si tu plaza de garaje se encuentra en un espacio compartido, pero aún así dispones de espacio suficiente, tienes varias soluciones que te permitirán aprovechar ese espacio con la máxima seguridad; armarios convencionales o en altura fabricados en acero galvanizado y con cerradura incorporada.

DISEÑO DE SISTEMAS DE ALMACENAMIENTO Y ORGANIZACIÓN EN TRASTEROS

PASOS A SEGUIR

1. VACÍA EL TRASTERO

Tira, recicla y dona todo aquello que ya no sea de utilidad. No es una tarea fácil pero la recompensa en infinita.

2. LIMPIEZA

Limpia y protege las paredes y techo frente posibles humedades. Si la *humedad ya ha aparecido, toma medidas según el tipo que sea. (Consulta el cuadro de la derecha)

3. ESTABLECE UN CRITERIO UBICACIÓN

El material de jardín podría estar dispuesto lo más cerca del portón del garaje con el fin de obtener una mayor comodidad a la hora de utilizar herramientas más pesadas. A continuación, estaría la zona de bricolaje pues es muy posible que utilices esta herramienta tanto para trabajar en el jardín como en el interior del garaje. Después podrías colocar el material de deporte y actividades de tiempo libre y terminar con los alimentos y la zona de lavado lo más cerca de la vivienda, resguardada del polvo exterior.

4. DISEÑA EL ESPACIO

Cubre con sistemas de almacenaje según tus necesidades y teniendo en cuenta lo que vayas a guardar: la bici, ropa, herramientas, libros etc. Recuerda que precisarás de un pasillo que te permita acceder a todos los rincones de manera rápida y cómoda.

5. COLOCA LAS ESTANTERÍAS HASTA EL TECHO

Coloca en lo más alto lo que vayas a utilizar de manera ocasional y al alcance de la mano lo que uses con más frecuencia.

6. MEJOR A LA VISTA

No sólo es importante una buena accesibilidad, sino que todo esté a la vista.

7. ETIQUETA TODAS LAS CAJAS

Ya sean opacas o transparentes, etiquétalas todas de manera que encuentres fácilmente lo que busques.

8. UTILIZA COLGADORES

Los soportes de techo o pared optimizan el espacio y dejan el suelo despejado.

9. BARRAS DE ARMARIO

Si deseas guardar ropa, puedes instalar una barra de armario de pared a pared. Ahorrarás espacio y te permitirá tener siempre tu ropa ordenada.

10. ALMACENAMIENTO EN EL TECHO

Solo necesitarás instalar unos raíles y ya tendrás el techo listo para colocar unas cajas que complementarán el espacio disponible de almacenamiento.

11. NO DESCUIDES LA LUZ

Instala puntos de luz lejos de materiales como el plástico para evitar accidentes. Una buena luz te ayudará a encontrar todos los objetos con mayor facilidad.

CÓMO REPARAR HUMEDADES

1. HUMEDAD POR AISLAMIENTO

Aplica una pintura térmica. Las pinturas térmicas contienen microesferas cerámicas huecas que después de aplicar 3-4 capas forman un colchón de aire virtual en el techo o en la pared. Este colchón de aire impide que el calor o el frío que exista en el exterior penetre en el interior formando condensaciones.

2. HUMEDAD POR FILTRACIÓN DE AGUA

Observa si hay grietas en la pared. Si existen, lo primero que hay que hacer es repararlas con una masilla elástica resistente. Si no existen grietas debes pensar en hidrofugar las paredes ya que el agua puede estar penetrando a través de los poros de los materiales de construcción. Puedes encontrar hidrófugos compuestos por nanopartículas que repelen el agua penetrando en los poros e impermeabilizando desde el interior. También puedes utilizar una pintura impermeabilizante para fachadas capaz de puentear pequeñas grietas que aparezcan después de aplicada.

3. HUMEDAD POR MALA VENTILACIÓN

Uno de los motivos más comunes y al que no le damos la importancia merecida es la ventilación en los trasteros. Si guardamos ropa en ellos y no ventilamos correctamente, los textiles absorberán la humedad del ambiente provocando manchas de moho y hongos. Para solucionar este problema utiliza un sistema de ventilación forzada que introduzca aire prefiltrado del exterior. Mediante este sistema eliminarás la condensación y evitarás la concentración de gases del ambiente.

4. HUMEDAD POR CAPILARIDAD ASCENDENTE

Los garajes y trasteros son áreas propensas a las humedades por capilaridad. Estas humedades se producen por un mal aislamiento del suelo que permite que el agua penetre a través de los poros y ascienda por las paredes. Este tipo de humedades producen desconches de pintura en la pared. Existen en el mercado unos geles líquidos de silanos que se expanden a través de los poros y forman una barrera impermeabilizante en el interior de la pared. Puedes evitar que vuelvan a aparecer las manchas blanquecinas o eflorescencias utilizando una barrera antisales. Ya que, aunque la capilaridad esté bloqueada, las sales minerales continúan en la zona de la pared que sufría la capilaridad.

MATERIALES EN LOS SISTEMAS DE ALMACENAJE Y SUS CARACTERÍSTICAS

ESTANTERÍAS Y ARMARIOS DE RESINA

Estos sistemas de almacenaje se caracterizan por su gran facilidad de montaje, sin necesidad de herramientas. Su material es muy resistente, duradero y de fácil mantenimiento. Los armarios de resina son recomendables para guardar objetos frágiles o ropa. Al tener puertas protegen mejor frente al polvo. Existe una gran variedad de tamaños y medidas por lo que se adaptan cómodamente en un garaje o trastero.

ESTANTERÍAS MODULARES METÁLICAS

Esta alternativa permite optimizar los espacios más pequeños y son muy prácticas en los techos abuhardillados. Las encontrarás en dos tipos de formatos: con tornillos (para soportar objetos de menor peso) y de montaje sin tornillos (para cargas de mayor peso). Fácilmente combinables y de gran adaptabilidad. Son regulables en altura y se presentan en una amplia gama de medidas: fondos de 30, 40, 50 y 60 cm y anchos de hasta 1,20 cm. Encontrarás fácilmente perfiles que alcancen los 3 metros de altura. Si tu garaje o trastero está expuesto a un ambiente húmero, selecciona un modelo galvanizado que ofrezca una protección extra frente a la corrosión.

ESTANTERÍAS METÁLICAS EN KIT

De igual manera que el sistema anterior, este tipo de estanterías gozan de una gran versatilidad, ya que las puedes encontrar de varias medidas. Las más comunes son 180 cm de alto, 90 o 100 cm de ancho y 30 o 40 cm de fondo. Se fabrican con y sin tornillos, siendo estas últimas las más fáciles de ensamblar. Su resistencia oscila entre los 80 y 200 kg, dependiendo del fabricante y la chapa utilizada.

ESTANTERÍAS DE MADERA

En su mayoría se fabrican con madera de pino. Se ensamblan con tirafondos y los agujeros de unión vienen ya determinados. No existe una gran variedad de medidas y su resistencia oscila entre los 40 y los 100 kg. La gran ventaja es que son muy económicas.

CREMALLERAS (PERFILES METÁLICOS) Y CARTELAS (ESCUADRAS)

Es la opción más versátil. Permite crear sistemas de almacenaje capaces de adaptarse a cualquier rincón y espacio pequeño o techo abuhardillados. Puedes combinar diferentes tamaños y alturas de baldas en función del espacio disponible y el tamaño de los objetos que desees almacenar. Se componen de dos elementos sencillos de instalar: las cremalleras, que son perfiles metálicos que se anclan en la pared y las cartelas, que son las escuadras que se encajan en las cremalleras. Sobre las escuadras se pueden colocar baldas de madera, metal, canastas o incluso cestas. Existen infinidad de soluciones que complementan este sistema.

GANCHOS

No cometas el error de ocupar el espacio del suelo y utiliza ganchos para fijar a la pared o al techo. Conseguirás así un espacio perfecto para colocar las bicicletas, esquís, mangueras e incluso sillas que no utilices habitualmente en casa.

CAJAS Y ACCESORIOS

Los objetos pequeños o más delicados necesitan una mayor protección por lo que es aconsejable guardarlos en cajas. Existe una enorme gama de cajas de cartón, de madera, de plástico y hasta de metacrilato. Unas serán más residentes a la humedad y al paso del tiempo que otras. Elige el material según lo que vayas a guardar en ellas. Las cajas de cartón son muy útiles para objetos que pesen poco. Las de madera para todo aquello que requiera ventilación y las cajas de plástico son las más adecuadas para soportar un mayor peso. Las trasparentes y herméticamente cerradas, te permitirán ver lo que hay en su interior sin necesidad de abrirlas y además protegerán el contenido frente a la humedad y el polvo.

 

SERVICIO DE ORGANIZACIÓN DE GARAJES Y TRASTEROS

Convierte tu garaje o trastero en un espacio extra para el almacenamiento de todo lo que no usas con frecuencia. Trátalo como si fuera una habitación más de la casa aunque su ubicación no forme parte de la misma. Personalízalo y adáptalo a tus necesidades con sistemas efectivos de almacenaje y una correcta organización.

¡No dudes en ponerte en contacto conmigo si los trastos pueden contigo y necesitas ayuda! Infórmate sin compromiso.